Avisar de contenido inadecuado

LI. La Legión Española, Espíritu Eterno.1ª parte

{
}

La Legión es una unidad de élite del Ejército de Tierra Español, compuesta por los Tercios Don Juan de Austria y Alejandro Farnesio, más otras unidades de maniobra, apoyo al combate y apoyo logístico.

Fué creada por el Comandante de Infantería José Millán-Astray, debido al desastre del ejército español en las guerras del norte de África.

Millán-Astray creyó que España necesitaba un cuerpo de soldados profesionales, con  moral y espíritu de cuerpo , equiparables a los de la Legión francesa.

Tras sofocar los conflictos en el Sahara Español, participó con el  bando sublevado en la Guerra Civil Española.

Tras reestructurarse en 1990, ha cubierto misiones internacionales de mantenimiento de la paz en Bosnia, Albania, Kosovo, Macedonia, Iraq, Afganistán, Congo y Líbano.

La Legión Española está compuesta actualmente por tres unidades principales:

- Brigada de la Legión Rey Alfonso XIII (BRILEG).
- Tercio Gran Capitán 1º de la Legión.
- Tercio Duque de Alba 2º de la Legión.

Fundación.

La Legión fue creada por Real Decreto de 28 de enero de 1920, siendo ministro de Guerra José Villalba, con el nombre de Tercio de Extranjeros, para hacer frente, a la dureza de los combates en la guerra del Rif (Marruecos), para lo que no estaban preparadas las tropas de reemplazo.

Su primera base fue el Acuartelamiento García Aldave, de Ceuta, monte desde el que se controla todo el Estrecho de Gibraltar, y que el ejército español ocupó en 1860. La primera expedición de caballeros legionarios se instaló en 1920.

Su primer comandante fue el teniente coronel de infantería José Millán-Astray Terreros. La unidad encuadraba españoles y extranjeros voluntarios que se alistaban para luchar en Marruecos. El primer legionario se alistó el 20 de septiembre de 1920, fecha que se considera fundacional.

Inicialmente el Tercio constaba de una Plana Mayor de Mando y Administrativa, y tres Banderas (Batallones) que disponían cada una de Plana Mayor, dos compañías de fusiles y otra de ametralladoras.

El entonces comandante Francisco Franco fue el jefe de la Primera Bandera y lugarteniente de Millán-Astray. Los siguientes jefes del Tercio fueron los tenientes coroneles Valenzuela, Francisco Franco (1923-1935) también como coronel y el coronel Millán Astray.

Primeros días de La Legión Española. En el cuartel del Rey en Ceuta, Millán Astray, con oficiales elegidos entre voluntarios de mejor historial guerrero en Marruecos, preparan la estrategia a seguir.

 

El 10 de octubre llega, como Lugarteniente del Fundador, el Comandante Franco. Instruye la unidad y funda la I Bandera.

Esta, más dos compañías de fusiles al mando de los capitanes Pablo Arredondo Acuña, laureado y, Luís Valcazar Crespo; junto a una Cía de ametralladoras con el Capitán D. Eduardo Cobo Gómez, marchan el 16 del mismo mes al campamento de DAR-RIFFIEN.

Este cuartel sería desde entonces,  la casa solariega y entrañable de la Legión. Las previsiones son desbordadas y en dos meses se organizan la segunda y la tercera Bandera.

Al principio el Mando tiene dudas sobre el resultado de estas Unidades en sus columnas, y dejan a la Legión relegada a servicios de retaguardia.

El Tercio sufre la primera agresión el 7 de enero de 1921, es atacada una escuadra de la 6ª compañía de la II Bandera, falleciendo el cabo Baltasar Queija Vega, primer muerto de la Legión.

El 16 de enero de 1921 la 4ª compañía de la II Bandera sufre el primer ataque importante, en el camino entre Zoco el Arbaa y Xarquía Xeruta, donde resultó muerto su capitán, D. Pompilio Martínez Zaldívar. La reacción de la 5ª y 6ª compañías fue contundente, retirándose el enemigo diezmado.

El 29 de junio de 1921 en Buharratz; la III Bandera quedó en primera línea de fuego debido a una habil maniobra enemiga. Se mantuvo un duelo sangriento donde al final los legionarios rechazaron al enemigo tras infringirle numerosas bajas.

Los legionarios se consagraron como extraordinarios combatientes y en lo sucesivo, ningún general querrá prescindir de una Bandera legionaria entre las Unidades de su columnas.

Guerras de África.

La Guerra del Rif (1911-1926) fué un enfrentamiento de las tribus rifeñas (región montañosa del norte de Marruecos), contra la ocupación colonial española y francesa.
     
En 1912 se establece un protectorado español en Marruecos. Cesión francesa de la administración colonial de una franja del norte del país a España. Es el sultanato de Marruecos que ese mismo año había quedado bajo dominación francesa (Tratado de Fez).

Francia cede a España la administración de un 5% del territorio marroquí, unos 20.000 km² que incluyen la región montañosa del Rif.

La colonización implica que el poder político, económico y militar pasan a la potencia protectora; los colonos europeos también intervienen activamente en la política colonial.

Se conservan estructuras de poder preexistentes para asuntos religiosos. El sultán  simbólicamente es la máxima autoridad marroquí (firma leyes del protectorado) y es representado en la zona española por un vicario o jalifa.

Las tropas españolas, al ocupar la zona  encuentran resistencia. Meses antes de la firma del tratado cerca de Melilla, fué sofocada una rebelión encabezada por El Mizzian.

Surge otra rebelión en Yebala,  capitaneada por Ahmad al-Raisuni, señor de Arcila que se extenderá hasta 1919.

Primeros combates y Desastre de Annual.

Al terminar la rebelión de Raisuni, negociada por el General José Villalba Riquelme, las tribus del Rif central, con la tribu de los Beni Urriaguel o Ait Waryaghar al frente, se levantan en armas, para crear una república independiente del Rif.

El jefe es Mohammed Abd al-Karim al-Jattabi, natural de Axdir, formado y educado en España, conocido como Abdelkrim, miembro del clan de los Ait Yusef, cadí (juez religioso) de Melilla y antiguo colaborador del diario El Telegrama del Rif.

El 1 de Junio de 1921 los rifeños atacan la posición española del Monte Abarrán, cerca de Annual, base del ejército español en el Rif. Todos  mueren defendiendo la posición. Se establece una nueva posición en el monte Igueriben, para defender Annual por sur. El día 17 de julio, es atacada y el 21 sucumbe, solo se salvan once, de los 350 soldados de la guarnición.

El Cte Gral. de Melilla Gral. Fernández Silvestre, llega a Annual el mismo día y desde allí ve la caída de Igueriben. Pide refuerzos urgentes que no llegan.

La noche del 21 al 22 de Julio de 1921 la I y II Banderas, habían recibido la orden del Alto Comisario, Gral. Berenguer de trasladarse urgentemente a Tetuán.

Embarcan en el vapor "Ciudad de Cádiz" rumbo a Melilla. El Gral. Sanjurjo va al Mando de la expedición, el Tcol. M. Astray del Tercio, y los Comandantes Franco y Fontanés de la I y II Banderas respectivamente.

Con el camino libre, los rifeños asedian Annual. Cae Annual, matan al Gral. Silvestre (su cadáver no fue encontrado) y se derrumba la Comandancia General de Melilla, quedando la Plaza en peligro de caer en manos y la población a merced del pánico.

El Gral Navarro, segundo Jefe de la Comandancia General de Melilla, intenta reorganizar, sin éxito, las tropas dispersas, llegando a Monte Arruit el 29 de julio donde es fuertemente asediado.

Resisten dos semanas cercados por el enemigo sin apenas provisiones, agua ni ayuda, dada la desorganización y la precariedad de la retaguardia.

Finalmente las tropas españolas se rinden el 9 de Agosto de 1921, los asediantes no aceptan las condiciones de la rendición; pasan a cuchillo y masacran a 8000 soldados españoles.

Zeluán y la Alcazaba de Zeluán caen los días 2 y 3 espectivamente. En Nador el asedio comienza el 24 de julio y resisten hasta el 2 de agosto, acordansose con los asaltantes la evacuación de los pocos que quedan vivos.

En Annual  3000 rifeños, acabarían con 13.000 soldados españoles. el ejército de Abd el-Krim arrincona cada vez más a las tropas españolas, incluso fuera del Rif, toman Chauen y amenazan  Tetuán.

Se depuraron responsabilidades (Expediente Picasso), a la vez que fuerzas políticas, opinión pública y Ejército se dividían entre, abandonar el Protectorado o reiniciar las operaciones militares.

El diputado Indalecio Prieto dijo que estamos en el periodo más agudo de la decadencia española. La campaña de África es el fracaso total, absoluto, sin atenuantes, del ejército español.

Así, un ejército descentralizado, escaso y mal armado como el rifeño (sin apenas artillería, aviones ni barcos) derrotaba a un ejército convencional y numeroso; combatían en casa, conocían el terreno y tenían motivación.

En cambio los españoles tenían un ejército desmotivado, desorganizado y corrupto, formado por soldados de reemplazo asustados y deseosos de volver a sus casas.

La organización del ejército rifeño, por otro lado, será considerada una de las fuentes de la teoría de la guerra de guerrillas; revisada y recuperada en distintos conflictos a lo largo del siglo XX.

Perdidas las posiciones que rodeaban Melilla, y quedando la Plaza expuesta al enemigo; llegan al puerto las dos Banderas del Tercio; el día 24 de julio saluda de este modo M. Astray al pueblo aterrorizado:

"¡Melillenses!: Os saludamos, es La Legión que viene a salvaros, no temáis, nuestras vidas os lo garantizan..."!

Desembarcan los legionarios desfilando con paso alegre,firme y rápido, entonando "La Madelón" y "Los Voluntarios" al son de cornetas y tambores, haciendo demostraciones de armas, arrancando de la población vivas y aplausos.

El Tercio se pone en defensa, estableciéndo puestos avanzados (blokaos). Todos estos puntos distantes entre si 30 Km , son abastecidos de agua, comida, munición, etc, a través de convoyes de mulas, que atacan los francotiradores rebeldes (pacos).

Un caso ejemplar de estos blokaos se produce en Dar Hamed, llamado "el malo"  que sufre un durísimo asedio. 15 legionarios al mando del cabo Suceso Terreros, sabiendo su destino acuden en su ayuda.

Llegan, entran en él y lo defienden de un enemigo muy superior. Suceso Terreros envía dos legionarios a pedir refuerzos -sólo llega uno- pero el blokao ya no resiste. Entre escombros están enterrados los 15 legionarios. Desde entonces se conocerá este blokao como "el de la muerte".

En septiembre, llegan refuerzos para cubrir posiciones, que permitirán una segunda fase en la defensa de Melilla. Para ello necesitan la reconquista de Nador y el macizo montañoso del Gurugú.

El 16 de septiembre, los legionarios alcanzan las Tetas de Nador, objetivo imprescindible para tomar la ciudad que caerá al día siguiente. Seguidamente reconquistan el macizo de Gurugú, Tahuima, Tres Forcas, Celuán y Monte Arruit.

En todas estas operaciones los españoles encuentran, con rabia infinita, los destrozos y los cadáveres desnudos, mutilados, sin enterrar y descompuestos de sus compatriotas.

Durante los años 1922 a 1925 las operaciones más importantes en Marruecos son: Ambar, Tizzi-Azza, Tifaruin, Sidi Mesaud, Afrau, Cobba-Darsa, Gorgues, Aforit, Kudia-Tahar, Monte Malmusi, retirada general de Xauen a Tetuán y desembarco de alhucemas.

El 13 de septiembre de 1923, el Capitán General Miguel Primo de Rivera, se rebela contra su comando y contra el gobierno, con el respaldo del Rey. La Dictadura que implantó tenía como principal objetivo acabar con la guerra en África.

Abd el-Krim, se proclamó sultán de Marruecos, pero no fue reconocido por los jeques de la zona francesa. Los ataques rifeños contra posiciones españolas continuaron durante todo el año 1924.

Por R.D. de 16 de febrero de 1925 el Tercio de Extranjeros se denomina Tercio de Marruecos articulándose desde la Real Orden del 25 de marzo en dos legiones: la primera en Melilla y la segunda en Ceuta. El primer Jefe de todo el Tercio será el Coronel  D. Francisco Franco.

Intervención francesa y Desembarco de Alhucemas.

En 1924, España sólo controla Ceuta, Melilla, Larache y Arcila. Francia intervendrá colocando puestos avanzados a lo largo de la frontera con la zona española. Éstos son atacados por tropas rifeñas en la Abril de 1925 (Batalla de Uarga), y Francia entra en el conflicto.

Francia golpea a los rifeños por el sur, empleando bombardeos con armas químicas (la tropas franco-españolas arrojaron bombas de gas mostaza sobre los rifeños).

El 8 de Septiembre de 1925, en el considerado como el primer desembarco aeronaval de la historia; desembarcan 18.000 soldados españoles en Alhucemas, transportados desde Ceuta y Melilla por la Armada hispano-francesa.

El comandante en jefe fué el general Miguel Primo de Rivera, y jefe ejecutivo el general José Sanjurjo, a su mando estaban las columnas de los generales jefes de las brigadas de Ceuta y Melilla, Leopoldo Saro Marín y Emilio Fernández Pérez.

El entonces coronel Francisco Franco; por su actuación al frente de la Legión ascendió a general de brigada. El desembarco español fue la primera operación anfibia realizada con éxito de la historia.

El general estadounidense Dwight Eisenhower años despues, estudió la táctica empleada por los españoles en Alhucemas, para elaborar el desembarco de Normandía.

Planteamiento del desembarco.

En junio de 1925 en la Conferencia de Madrid, los mandos franco-españoles concretan el plan de invasiónn. Se acuerda un desembarco español en la bahía de Alhucemas, con apoyo de una flota combinada, naval y aérea, franco-española.

En Alhucemas, se  asentaba la cábila de Beni Urriaguel, a la que pertenecía AbdelKrim; era foco de rebelión constante. Todas los intentos de conquista por tierra fracasaron, incluido el de 1921 (Desastre de Annual), fundamentalmente por el excesivo alargamiento de las líneas.

Se fijó el desembarco, para acondicionar una base de operaciones para albergar y permitir la maniobra de unos 20.000 soldados. Era la primera acción anfibia española y ello unido al fracaso de una operación similar anglofrancesa en Gallípolli, en 1915 durante la Primera Guerra Mundial, generaba preocupación.

El terreno era malo para el desembarco, y los rifeños conocían la región al dedillo. Esto hace que Primo de Rivera estudie a fondo los motivos del desastre de Gallípoli y planifique minuciosamente.

AbdelKrim conocia las intenciones españolas, mandó fortificar, artillar y minar la zona. Este hecho obligó a cambiar el lugar del desembarco, a la Playa de la Cebadilla y Cala del Quemado, al oeste de la bahía de Alhucemas.

El primer esfuerzo, y principal, era apoderarse de las cabezas de estas playas; el segundo esfuerzo sería en calas adyacentes o profundizar y ampliar las cabezas de playa iniciales, según las circunstancias.

El desembarco.

Fijado para el 7 de septiembre, comenzó, debido al mal tiempo, el 8 de septiembre de 1925 en las playas de Ixdain y la Cebadilla, con 24 barcazas tipo K compradas a los ingleses y que estaban en Gibraltar, las mismas empleadas en su fracaso de Gallipolli.

Apoyados por cañones de las escuadras navales y  bombardeo de la aviación, la primera oleada comenzó a las 11:30. La presencia de rocas en la playa de Ixdain obligó desembarcar a 50 metros de la costa. Entretanto, descubren que la playa de la Cebadilla está  minada.

Localizan y detonan unas 40 minas  para luego comienzar la segunda oleada a las 13:00 horas, rapidamente ocupan las alturas que dominan la playa y durante el resto del día desembarcan el material y 18.000 soldados.

En Alhucemas por primera vez en la historia de la guerra  se utilizaron carros de combate en un desembarco, los Renault FT modelo 1917, poco útiles pero impresionantes. También por primera vez fuerzas de apoyo aéreo al desembarco, fuerzas navales y  fuerzas de tierra actuan bajo un mismo  mando (Primo de Rivera).

El 23 de septiembre continua el avance, ocupándose la línea de alturas que domina la bahía de Alhucemas, el día 26. El 30, se inició la fase final de la penetración terrestre destinada a consolidar la base de operaciones, finalizando el 13 de octubre.

Desde Alhucemas, en la primavera de 1926, se ejecutaron las operaciones que determinaron la derrota de Abd el-Krim, la ocupación y pacificación total de la zona española del Protectorado.

Abd el-Krim es apresado y entregado a los franceses el 27 de mayo de 1926, le deportan a la isla de la Reunión, escapará dos décadas más tarde y morirá en El Cairo en 1963.

En 1927 la Reina Victoria Eugenia hace entrega al Coronel Sáez de Larín en Dar Riffien, de la primera Bandera del Tercio, ya "teñida con la sangre de sus legionarios".

Guerra Civil.

Durante la II República se purgó a los legionarios que el ministro de Guerra Manuel Azaña y colaboradores consideraban peligrosos, quedando en 1.500 hombres y enviando a los oficiales republicanos a África, cuando ya no había guerra, como premio. En 1934  sofocan las rebeliones contra la II República en la Revolución de Asturias.

Participan  en la Guerra Civil, entre 1936 y 1939, con 18 Banderas (unidad tipo Batallón), junto con las tropas de Regulares Indígenas (unidades más combativas del curtido Ejército de África),  su actuación fué decisiva para la victoria del Bando sublevado.

El 17 de julio de 1936, las Banderas ubicadas en Melilla protagonizan los movimientos iniciales que darán paso al día siguiente, 18 de julio, al levantamiento de una parte del Ejército contra el gobierno del Frente Popular, iniciándose la guerra civil.

La distribución de las Banderas de la primera Legión era la siguiente: La I en Tahuima, la II en Targist y la III en Villa Sanjurjo. Todas ellas, una vez en Melilla y establecido el orden, tendrán como prioridad su traslado a la Península.

La primera en realizarlo fue la I Bandera en el llamado "Convoy de la Victoria", la II en un improvisado puente aéreo y sucesivamente el resto de las seis Banderas.

Las VII y VIII Banderas, desaparecidas en 1933, son rehechas y antes de terminar el año se crea la IX Bandera. Todas bajo el mando del Coronel Yagüe, que sería el Jefe de la Legión durante toda la contienda civil.

Para duplicar las Banderas, tomaron como base Mandos y legionarios de las ya existentes, cubriéndo el resto hasta completar sus plantillas, con voluntarios. Entre ellas había una Bandera de carros de combate que no tendría continuación finalizada la guerra. Una compañía anticarro y una compañía de lanzallamas.

En 1943, se da nombre a los tres Tercios con los que contaba entonces la Legión:

- Tercio Gran Capitán con sede en Tahuima (zona de Melilla).
- Tercio Duque de Alba con sede en Dar-Riffien (zona de Ceuta).
- Tercio Don Juan de Austria con sede en Krimda (Larache).

En 1950, y con la denominación de Alejandro Farnesio, se creó el cuarto Tercio en Villa Sanjurjo, actual Alhucemas.

España otorga a Marruecos la independencia (Acuerdo de Rabat), pero los territorios de Ifni y Sáhara Occidental seguían siendo españoles.

Para enfrentarse a las bandas armadas del Ejército de Liberación y reforzar la guarnición allí destinada, llega a Ifni la I Bandera Paracaidista y al Sahara Español la XIII Bandera de la Legión, formada por una compañía de cada Tercio, desembarcan en la playa de Huisi Aotman, y van a pie hasta El Aaiún, capital del Sahara, el 1 de julio de 1956.

Guerra del  Ifni y Sahara.
 
La Guerra de Ifni enfrentó a fuerzas españolas con marroquíes en la pretensión de estas últimas de controlar el territorio de Ifni y Tarfaya; estaban bajo administración española como parte de sus posesiones en el Sáhara Occidental, se luchó entre octubre de 1957 y abril de 1958 culminando con el abortado asedio de la ciudad de Sidi Ifni.

El territorio de Ifni fue cedido por el sultán de Marruecos, Mohammed IV, a España por el Tratado de Wad-Ras, firmado en Tetuán el 26 de abril de 1860. Ratificado durante las siguientes décadas con la reticencia de Francia y el reconocimiento internacional de la Conferencia de Berlín (1884).

Se establecieron más poblaciones en la costa situada al sur de Ifni: Cabo Juby (Tarfaya), Saguia el Hamra, Villa Cisneros y La Güera (Río de Oro) (que formaron posteriormente el Sahara español).

La guerra fue dirigida por el Ejército de Liberación Marroquí, que luchó contra los franceses por su independencia, liderados por el dirigente del Istiqlal, Ben Hammu.

Obtenian la independencia en 1956, la mitad del ejército de liberación se constituia en Ejército Real Marroquí, y el resto se dirigió al sur a conquistar las posesiones españolas. 
    
El sultán marroquí, Mohammed V, alentó los esfuerzos para reclamar los territorios españoles y  financió a los conspiradores anti-españoles en Ifni.

Estallido. 

Las primeras manifestaciones se produjeros en Ifni el 10 de abril de 1957, seguidas de disturbios y asesinatos de leales a España. En junio de 1957, aumentan los legionarios, desplegandose en Villa Cisneros la IVª Bandera. Mientras tanto, las tropas marroquíes se agruparon en las inmediaciones de Ifni.

El 23 de octubre, dos pueblos en los alrededores de Sidi Ifni, Goulimine y Bou Izarguen, fueron ocupados por 1.500 soldados marroquíes (muyahidín). El cerco de Ifni había comenzado.

Para la defensa, desembarcan en Villa Bens la IIª Bandera; en Villa Cisneros la IXª Bandera y en Ifni la II Bandera que se unió a la IV; la XIII Bandera fué al Sahara español). También se desplazaron a Ifni una bandera paracaidista y un regimiento de infantería.
 
El 21 de noviembre, los ataques de marroquíes desde Goulimine eran inminentes. El 23 de noviembre, cortan las líneas de comunicaciones españolas y 2.000 marroquíes asaltan las guarniciones de Ifni, el aeródromo y el arsenal de Sidi Ifni.

La incursión marroquí contra Sidi Ifni fue fácilmente rechazada, pero los puestos avanzados fueron abandonados o perdidos ante el ataque enemigo; Tiliuin, Telata y Tagragra permanecieron bajo estrecho asedio.

Tiliuin. 

En Tiliuin, 60 tiradores (Cuerpo de Tiradores de Ifni, cuerpo mixto de soldados españoles e indígenas) defendían el puesto y la población civil del ataque de cientos de marroquíes. El 25 de noviembre, un intento de rescate fue autorizado por las autoridades españolas.

Ante el veto de Estados Unidos (aliado de Marruecos) para utilizar aviones y armas fabricados en ese país, se recurre a cinco viejos Heinkel He-111 para bombardear las posiciones marroquíes.

Desde otros cinco Junkers JU-52 saltaban  75 paracaidistas (15 de cada avión) al mando del capitán Sánchez Duque, y un sexto lanzaba armas y suministros. Estas fuerzas también quedaron cercadas en el poblado.

El 3 de diciembre,la Sexta Bandera llega al puesto, rompe el cerco y reconquista el aeródromo. Todo el personal civil y militar fue evacuado vía terrestre a Sidi Ifni, a donde llegaron el 6 de diciembre. Tras destruir las fortificaciones, Tiliuín fue abandonado definitivamente.

Telata. 

Contaba con un puesto de policía. Sus defensores, tuvieron gran mérito y valor; a pesar de los constantes ataques marroquíes, llegando hasta los mismos muros del fuerte, no pudieron conquistarlo.

Al mando del puesto de policía estaba el Teniente Emilio Cuevas Puente (después Coronel), y a un kilómetro el destacamento de Tiradores, al mando del capitán Niceto Llorente Sanz, con un centenar de Tiradores.

A las 06.30 de la madrugada del 23 de noviembre de 1957, varios grupos del Ejército de Liberación Marroquí atacan  Telata, con intenso fuego de fusilería, ametralladoras y morteros.

Tras repeler el primer ataque, el operador de radio informa que la defensa ha sido perfectamente organizada, produciéndose las siguientes bajas: en el grupo de Tiradores un muerto, cinco soldados y un sargento heridos, un policía musulmán muerto, un brigada herido grave (Luis Gutiérrez Nalda) y tres policías heridos.

Telata queda asediado y sus defensores rechazan continuas incursiones con un armamento obsoleto y escaso. Entre los defensores destaca el soldado del Rgto. de Redes Permanentes y Servicios Especiales de Transmisiones, Joaquín Fandos Martínez, natural de Burriana (Castellón).

El destacamento de Tiradores, cuando dejaba su puesto de operador de radio, relevaba a compañeros agotados o heridos, sin apenas descansar durante los nueve días siguientes al 23 de noviembre.

El 1 de diciembre de 1957, se produce uno de los últimos y más duros ataques de los marroquíes.  Joaquín Fandos cae gravemente herido por el impacto de una granada de mortero, muriendo al día siguiente.

La expedición de auxilio a Telata. 

Tras abandonar Sidi Ifni el 24 de noviembre en viejos camiones, un pelotón de la Segunda Bandera paracaidista, al mando del teniente Ortiz de Zárate, avanzó muy lentamente por la pista que unía Sidi Ifni y Tiliuin (los camiones no podían ir campo a través, es abrupto el terreno ifneño), y los marroquíes pusieron piedras en el camino.

Frecuentes emboscadas realizadas por los marroquíes al día siguiente, causaron varias bajas; la expedición abandonó los camiones y salieron de la pista de transito. El 26 de noviembre, la comida se acabó. Los españoles, bajos de munición, reanudaron la marcha, sufriendo repetidos ataques enemigos y ser cercados.

Se les envió víveres desde aeroplanos, pero las bajas aumentaban. Entre los muertos estaba el teniente Ortiz de Zárate. El 2 de diciembre, una columna de infantería que había salido de Sidi Ifni, compuesta por la 21ª compañía del IV Tabor de Tiradores de Ifni al mando del capitán Rafael López Andión, rompe el cerco sobre los paracaidistas y entra en Telata.

El puesto es destruido para no dejar refugio a los marroquíes. Los supervivientes de Telata y del batallón paracaidista estaban de vuelta en Sidi Ifni el 5 de diciembre. Habían sufrido cinco muertos y catorce heridos.

El asedio de Sidi Ifni.

En dos semanas, los marroquíes y sus aliados tribales bereberes controlaban la mayor parte de Ifni, aislando  unidades españolas en la capital, Sidi Ifni. Ataques simultáneos habían sido lanzados por todo el Sahara español (territorio situado a 200 km al sur de Ifni), capturando guarniciones y emboscando convoyes y patrullas.

Los marroquíes, reabastecidos y reforzados en gran medida, rodearon y asediaron Sidi Ifni, esperando incitar un levantamiento popular. Subestimaron la fortaleza de las defensas españolas de la ciudad.

Abastecida desde el mar por tres buques de la armada española y protegida por una línea de posiciones defensivas, establecidas a lo largo de un perímetro de 27 kilómetros y a 8-10 km del centro de la ciudad, que para el 9 de diciembre albergaba unos 7.500 defensores, Sidi Ifni resultó inexpugnable.

El asedio duró hasta junio de 1958, transcurrió sin grandes incidentes y relativamente sin derramamiento de sangre, ya que españoles y marroquíes concentraron sus recursos en el Sahara español.

La batalla de Edchera.
     
En enero de 1958, Marruecos redobló esfuerzos, reorganizando todas sus unidades militares en territorio español. Mientras tanto, la Novena Bandera de la Legión es enviada al Sahara español a reforzar las tropas allí estacionadas.

El 12 de enero, una columna del Ejército de Liberación Sahariano atacó la guarnición española en El Aaiún. Derrotados y forzados a retirarse por los españoles, se centraron en el sudeste de la colonia.

Al día siguiente en Edchera, dos compañías de la XIII Bandera de la Legión estaban en misión de reconocimiento. Los marroquies deslizándose sin ser vistos entre las dunas junto a las columnas españolas, abrieron fuego.

Emboscados, los legionarios repelieron los ataques con fuego de mortero y armas ligeras. El primer pelotón, se negó obstinadamente a retroceder ante el fuego marroquí, hasta que el enorme número de bajas le forzó a retirarse.

Los ataques continuaron hasta caída la noche, los marroquíes, desperdigados y sin hombres suficientes para continuar el ataque, se desvanecieron en la oscuridad.

Se producen más de 20 bajas, entre ellas el Brigada Caballero Legionario Francisco Fadrique Castromonte y el Caballero Legionario Juan Maderal Oleaga, últimos laureados de La Legión y del Ejército Español.

En febrero de 1958, tropas franco-españolas lanzaron una ofensiva que desmanteló al Ejército de Liberación Sahariano. Por primera vez, el poder aéreo fué aplicado, Francia y España desplegaron una escuadra de 130 aviones (60 españoles y 70 franceses).

Sobre el terreno 9.000 soldados españoles y 5.000 franceses. El Teniente General López Valencia, Capitán General de Canarias, comandaba las fuerzas españolas.

Cayeron las fortalezas montañosas marroquíes entre Tan-Tan y Saguia el Hamra. Bombardeadas desde el aire y desde tierra (fuerzas españoles venidas de El Aaiún y Villa Bens y francesas de Fort Trinquet), el Ejército de Liberación sufrió 150 muertos, abandonó sus escondites montañosos y gran cantidad de material.

El 10 de febrero, las banderas Cuarta, Novena y Decimotercera de la Legión, organizadas en una columna motorizada, expulsaron a los marroquíes de Edchera y ocuparon a continuación Tafurdat y Smara.

El ejército español, avanzando desde El Aaiún y Villa Cisneros, junto a tropas francesas que operaban desde Fort Gouraud, atacaron contundentemente a los marroquíes el 21 de febrero, destruyendo las concentraciones del Ejército de Liberación Sahariano entre Bir Nazaran y Ausert.

El 2 de abril se firman los acuerdos de Angra de Cintra entre los gobiernos español y marroquí. Se entrega a Marruecos la zona de Tarfaya (colonia de Cabo Juby), entre el río Draa y el paralelo 27º40', excluyéndose Sidi Ifni y el Sáhara español.

En agosto de 1958, finalizada la guerra; las Banderas de la Legión desplazadas al Sahara  formaron los Tercios Saharianos “Don Juan de Austria” y “Alejandro Farnesio”, III y IV de La Legión,

respectivamente, y compuestos cada uno de: dos Banderas, un Grupo Ligero Blindado de Caballería (posteriormente Grupo Ligero Sahariano a partir de 1966) y una Batería de Artillería Transportada.

En febrero de 1961, con la entrega del Protectorado, se repliegan los Tercios 1º “Gran Capitán” y 2º “Duque de Alba” sobre Melilla y Ceuta, respectivamente siendo los últimos en retirarse.

En junio de 1969, Ifni se entrega a Marruecos firmando un tratado en Fez; la resolución 2072 de las Naciones Unidas (1965) instaba a la descolonización de Ifni y el Sáhara Occidental; la XIII Bandera, trasladada a este territorio en agosto de 1958, es disuelta.

El 20 de mayo de 1973 en el Sahara, se produce el primer ataque del Frente Polisario, un asalto al puesto de la policía territorial del Pozo de Janquel Quesat. El aumento de es hostilidades y la amenaza de Marruecos de ocupar el Sahara movilizan a La Legión, para proteger la frontera de Marruecos,y su retaguardia del Polisario.

A partir del 21 de agosto de 1974 se envían unidades del Tercio 4º al sector norte del Sahara, el 18 de diciembre se produce el combate de Tifariti, en el que falleció el Sargento Caballero legionario José Carazo Orellana.

El aislamiento internacional de España en el conflicto, para el que busca la autodeterminación de sus habitantes, y la precaria  salud de Franco, son aprovechados por Marruecos para organizar la «Marcha Verde».
 
El 6 de noviembre de 1975, la Marcha Verde corta las alambradas y cruza la frontera, su avance es vigilado por la Caballería de La Legión. Cerca de 50.000 civiles marroquíes se detienen frente a los campos de minas y posiciones defensivas  10 km tierra adentro de la frontera.

Se  negocia y acuerda entregar la administración del Sahara Occidental a Marruecos y Mauritania (Acuerdos de Madrid, 1975). Con arreglo a las facultades y responsabilidades de España, como Potencia administradora del Territorio, se transfirieron a una administración temporal tripartita.

Paralelamente la declaración de independencia hecha por nacionalistas saharauís (Frente Polisario) y la proclamación de la República Árabe Saharaui Democrática  no se traducen en la creación de una nueva nación. Antes bien, fue el inicio de un conflicto que dura hasta hoy.

Los  5.000 legionarios desplegados en el Sahara apoyan la evacuación y abandonan el territorio entregando sus espléndidos acuartelamientos a las fuerzas marroquíes y mauritanas.

El 27 de noviembre, la VII Bandera entregaba Smara. El 11 de diciembre, la VIII Bandera y el GLS I dejan “Sidi Buya”. La IXª y Xª Banderas abandonan el amplio acuartelamiento de Villa Cisneros el 16 del mismo mes.

En el Sahara quedan los dos Grupos Ligeros Saharianos, que se repliegan: el 4 de enero el 1er Grupo Ligero Sahariano y el 11 el 2º Grupo Ligero desde Villa Cisneros (siendo la última Unidad Militar Española en abandonar la Provincia Española del Sahara).

Al abandonar el Sáhara, el 3º Tercio pasó a la isla de Fuerteventura, luego el 1º y 2º a Melilla y Ceuta, respectivamente. Surgieron problemas de adaptación, frustración y depresiones, no existían entonces bajas por motivos psicológicos. Se cometieron  numerosos delitos en la isla e incluso en el secuestro de dos aviones, en agosto de 1979 y junio de 1982.

Tal fue la situación que el Cabildo de Fuerteventura llegó a solicitar la disolución de la Legión, tras el asesinato de tres turistas.El 4º Tercio fue desactivado, pero en 1981 se volvió a crear, quedando de guarnición en Ronda (Málaga).

Cambios y misiones de paz.

En los años 80 para no desaparecer se cambió la forma de reclutar, desapareció la Escala Legionaria de Suboficiales, y otros aspectos.

En 1995, se creó la Brigada de La Legión Rey Alfonso XIII en Viator (Almería) en las instalaciones de la extinta Brigada de Infantería de Reserva. Después de un periodo en que estaba prohibido reclutar extranjeros,se comenzó la admisión de soldados hispanoamericanos y guineanos.

A partir de los años 1990 la legión ha intervenido en diferentes misiones de paz de la ONU, la OTAN, la OSCE y la Unión Europea en distintas zonas en conflicto:
 
-1993, Bosnia y Herzegovina: 1.063 soldados en el contingente de la ONU.
-1996, Bosnia y Herzegovina: 1.003 legionarios en misión de la OTAN.
-1997, Albania: 325 soldados en la Operación Amanecer de la OSCE.
-1999, Kosovo (Yugoslavia): 727 hombres en misión de la OTAN.
-2000, Kosovo, Yugoslavia: 228 hombres en misión de la OTAN.
-2001, Kosovo, Yugoslavia: 770 hombres en misión de la OTAN.
-2001, Macedonia: 125 hombres en la operación Cosecha esencial.
-2003, Iraq: 360 legionarios en una fuerza multinacional.
-2004, Iraq: 768 hombres en una división multinacional.
-2005, Bosnia y Herzegovina: 167 hombres en misión de EUFOR.
-2006, Afganistán: 276 hombres en misión de la OTAN.
-2006, República Democrática del Congo: 130 hombres en misión de EUFOR.
-2006, Líbano: 824 hombres en misión de pacificación de la OTAN en el contingente FINUL.
-2008, Afganistán en misión de la OTAN.
-2008, Líbano, en el contingente FINUL de la OTAN.

Unidades.
 
Brigada "Rey Alfonso XIII" (BRILEG). Nombrada en honor al rey Alfonso XIII, la BRILEG está acuartelada en Viator (Almería) y Ronda (Málaga), y consta de las siguientes unidades:

-Tercio "Don Juan de Austria" 3º de La Legión (Almería)
-VII Bandera de La Legión "Valenzuela"
-VIII Bandera de La Legión "Colón"
-Tercio "Alejandro Farnesio" 4º de La Legión (Ronda)
-X Bandera de La Legión "Millán Astray"
-Grupo de Caballería de Reconocimiento II de La Legión "Reyes Católicos"   (Ronda)
-Grupo de Artillería de Campaña II de La Legión (Almería)
-Unidad de Zapadores 2 de La Legión (Almería)
-Grupo Logístico II de La Legión (Almería)
-Bandera de Cuartel General (Almería)
-Compañía de Transmisiones de La Legión (Almería)

Tercio "Gran Capitán".

Sede en Melilla, el Tercio Gran Capitán (en honor a Gonzalo Fernández de Córdoba), está compuesto por:

-I Bandera de La Legión "Comandante Franco"
-1 Bandera de Infantería
-1 Compañía de Defensa Contracarro

Tercio "Duque de Alba".

Sede en Ceuta, el Tercio Duque de Alba (en honor a Fernando Álvarez de Toledo y Pimentel, 3º Duque de Alba) consta de las siguientes unidades:

-IV Bandera de La Legión "Cristo de Lepanto"
-1 Bandera de Infantería
-1 Compañía de Defensa Contracarro

Ideario.

Desde sus orígenes, la Legión ha promovido culto al combate y a la muerte, minimizando el miedo natural a morir y favoreciendo actos heroicos.

Este objetivo se cubre adoctrinando a la tropa; incluye la llamada «mística legionaria», simbolizada en el Credo legionario.

Algunos lemas identificativos desde sus inicios, aún se empleaan hoy día:

«¡Viva España!,¡Viva el Rey!,¡Viva La Legión!».
«¡A mí La Legión!».
«¡Legionarios a luchar, legionarios a morir!».

{
}
{
}

Comentarios LI. La Legión Española, Espíritu Eterno.1ª parte

Soy excaballero legionario 1ª que servi en la 8ª cia de la segunda bandera ya extinguida en Melilla y vesti el uniforme durante 18 meses de los cuales me siento muy orgulloso y consegui dos menciones la cruz blanca al merito militar y la medalla de las UN por servir en BOSNIA&HERCEGOBINA durante 6 meses.El ser legionario no es vestir un uniforme si no es una DEVOCIÓN.Nuestra historia, costubres,formas de vivir y sentir nuestro credo, que es el alma junto a nuestro uniforme y nuestro chapiri son cosas que se deberia respetar ya que es la historia viva de un cuerpo militar que tiene su propia historia de la cual formamos parte todas las personas que hemos formado en sus filas defendiendo sus principios y lo que colleva toda su historia y no olvidar a todas aquellas personas que dieron su sangre por la legión y engrandecer su histri,no se puede olvidar todo eso porque aun hay personas que siguen dando su vida por lo que la legión representa en el ejercito español.Las personas que no han vivido de cerca y sentido en sus carnes lo que representa la legión creen que el ser legionario tiene que ver con temas de drogas jachis etc.es algo mucho mas grande que todo los comentarios despectivos sobre este cuerpo que siempre va a vanguardia.Espero que suframos ningun tipo de reforma mas y espero que respeten la uniformidad que siempre a caracterizado a la legiòn.Un fuerte saludo VIVA LA LEGIÓN.......
exCL1ªJ BEJAR PRADOS exCL1ªJ BEJAR PRADOS 11/04/2010 a las 22:02
servi como militar de empleo durante 5 años en la gloriosa legion,tercio gran capitan,mis mejores 5 años,que mientras viva,jamas olvidare,como bien dice el compañero de credo,no es vestir el glorioso uniforme,es sentirlo,vivirlo,honrrarlo y respetarlo,mas que una devocion,es una forma de vida,una vez que la legion se mete en la sangre,es imposible arracar el sentimiento que sientes,estes donde estes,por que la legion,te marca para toda la vida,como bien dices,que no se haga ninguna reforma mas,que bastante mella han hecho hecho ya a este glorioso cuerpo,en donde muchos hermanos han teñido la bandera legionaria con su sangre para salvaguardar nuestro pais:
VIVA ESPAÑA!!
VIVA EL REY!!
VIVA LA LEGION!!!
legionario99 legionario99 20/06/2010 a las 20:32
Jamás sereis olvidados.

Si os apetece podeís dejar comentarios sobre vuestras experiencias y vivencias especiales en la Legión.

Así como enlaces a otras pagínas, articulos, libros o lo que creaís interesante.

Será un placer leerlas, esta es vuestra casa.

En la 2ª parte hay videos y enlaces buenos.

http://catt69.obolog.com/lii-legion-espanola-espiritu-eterno-2-parte-428206

¡Arriba España!.
¡Viva España!.
¡Viva la Legión!.
Mi admirada legion, por muchas razones, la principal, mi buen padre, que en paz descanse, sirvio a la patria en dar riefen. en la iv bandera del 45 al 48 ,enseñandonos en casa ,amor a la patria, amor a nuestra legion ,tan admirada por el pueblo llano español.Conociendo estos hechos, resulta lamentable que este gobierno, cometa la felonia, de disolver banderas, de nuertra gloriosa legion, en el sur de nuestra patria,debilitando, el eje baleares, estrecho, canarias,vital para nuestra defensa. La crisis con marruecos, esta ahi a la vuelta,de la esquina,nos acordaremos de la legion,ahi si levantara la cabeza,su fundador, y su comandante en jefe.Arriba españa.
cogorro2002 cogorro2002 24/06/2010 a las 12:22
Lo del hijo puta del PSOE Y H.P  es por venganza y prevención.

Aunque disuelvan todas las banderas,  la legión jamás morirá.

Solo que su espíritu quede dentro del corazón de un bendito legionario .

Será suficiente para que en el momento preciso, se reproduzca  tan rápido, que devorará el terreno,  la sangre y el alma  de sus enemigos.

Como la multiplicación de las banderas legionarias de Franco al comienzo de la guerra civil.

¡ARRIBA ESPAÑA!.
¡ARRIBA LA LEGIÓN!.
¡VIVA LA LEGIÓN!.
El otro dia hice una pequeña reflexion,sobre la legion,quedandoseme alguna idea en el tintero,el legionario es como los toreros siempre son toreros,hasta el dia de su muerte,con el legionario pasa otro tanto de lo mismo,se es legionario hasta la muerte,mi padre tenia un hermano pequeño,que habia sido legionario en las reuniones familiares,hablaban horas y horas de la legion,con gran orgullo.Otra anecdota,yo tenia un profesor que habia sido teniente,en la legion,mi padre habia sido su asistente,para un homenaje en mi oviedo vino una bandera del tercio,escape del colegio para ir a verlos,y cual fue mi sorpresa cuando vi a mi lado,muertos de risa el teniente y mi padre.PD huelga decir que el teniente profesor no me castigo.
fui en el año 72 y73 legionario de la vii bandera 2 compañia  estuve en smara en un cuartel lo mas       parecido aun castillo muy bonito como habia tanto compañerismo conoci amis mejores amigos           aun hoy despues de tantos años seguimos saludandonos aunque estamos en distintas capitales porque ese espiritu legionario espara siempre hasta la eternidad                                                                   saludos para todos los que se pusieron ese glorioso uniforme en paz o en guerra  porque es una            de las mejores cosas que me han pasado en mi vida                                                                                           viva la legion     
a r e a r e 28/10/2011 a las 23:51
Hola Catt69, la Legión la fundo el general José Villalba Riquelme, ministro de la Guerra, y su primer mando fué el TteCol Millan Astray,
Como anecdota le diré que este general es desdendiente del coronel Critóbal de Villalba,
Tengo informacion por si quiere contrastar lo que digo, todos sus hijos fueron militares y uno de ellos, Ricardo Villalba Rubio, fue heróico defensor del Alcalzar de Toledo
Un cordial saludo
artbox artbox 02/09/2012 a las 00:53
Se podría preparar un artículo suplementario sobre la linea sucesoria del coronel Cristobal y sus hazañas a tu nombre como aportación.


Si te parece manda la información aquí  catt69@mailcatch.com

Deja tu comentario LI. La Legión Española, Espíritu Eterno.1ª parte

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar de usuario Tu nombre